El laberinto de Drielandenpunt (Holanda)

19 03 2009

laberinto de Drielandenpunt

En la ciudad de Vaals, el punto más alto de Holanda y la confluencia de 3 países, existe otro atractivo turístico curioso, esta vez para perderse: el gran laberinto de Drielandenpunt.

Se trata de un inmenso laberinto de arbustos con una altura tal que no nos deja ver por encima de ellos, con lo cual encontrar el camino correcto va a ser complicado… Callejones sin salida, bifurcaciones, obstáculos… son algunos de los alicientes que no hecen este laberinto apto para claustrofóbicos o impacientes.

Pero no sólo la naturaleza nos despista en estos pasadizos. Chorros de agua que surgen del suelo y nos impiden el paso además de numerosos trucos electrónicos logran confundir a los osados que se introducen en el laberinto.

Si logras llegar al centro, desde la caseta elevada podrás disfrutar de la vista del laberinto y observar a los participantes perdidos, así como planificar tu salida del laberinto.

¿Cómo harán para “salvar” a los que no encuentren la salida? No sé si los conocedores del laberinto de Drielandenpunt irán recogiendo al personal perdido cada cierto tiempo, pero está todo pensado. Incluso para el disfrute de un descanso y un tentempié en alguna de sus terrazas o bares, así como en la zona de juegos para niños o en la zona de tiro a la paloma (de porcelana) para adultos. [Fuente]





Las insólitas cifras del cuerpo humano

19 03 2009

leonardo_vitruvian

Leído de corrido, damos un poco de miedo. Tenemos el aspecto de una enorme y compleja máquina que no deja de perder líquidos por todas sus junturas.

440.000 millones de células. Son las que el organismo humano va perdiendo en un día, que se reemplazan enseguida. Tenemos alrededor de 100 billones. Es decir, que nos renovamos por fuera o por dentro, como decía el anuncio.

170 kilómetros por hora. Es la velocidad del estornudo. Concretamente, la velocidad que alcanza la saliva cuando estornudamos. Y es que segregamos 1 litro de saliva al día, lo suficiente para llenar una botella. Aunque no es tanto como pensamos: un buey llega a los 65 litros.

200.000 kilómetros de venas. Y por ellas corren aproximadamente 5 litros de sangre. Por nuestros cuerpo discurre toda una red de carreteras y autopistas.

4 toneladas de excrementos. No lo has leído mal, no. El ser humano produce una media de 150 gramos de heces al día, lo que al cabo de una vida supone cerca de 4 toneladas. La evacuación líquida se cifra en unos 540 litros de orina al año, consumiendo una media de 1,5 litros diarios de agua.

0,9 segundos de reacción al dolor. Es el tiempo que tarda la piel en transmitir al cerebro una señal dolorosa. Nuestro manto cutáneo, extendido, ocuparía una superficie de 1,5 metros cuadrados.

3 millones de cabellos. Producimos esta cantidad en toda una vida, teniendo en cuenta que cada pelo vive unos 4 años. Los cabellos crecen una media de 0,35 milímetros al día, lo que supone 12,8 centímetros anuales. Ni el hombre lobo.

650 músculos para 206 huesos. De huesos, curiosamente, alrededor de la mitad se centran en las manos y los pies. Pero en realidad nacemos con 300 huesos: 94 de ellos se sueldan entre sí a lo largo de la infancia. [Fuente]





Números muy, muy, muy grandes

19 03 2009

gúgo

Muchos de nosotros ya conocen el origen del nombre del buscador más famoso del momento: Google. Proviene del término gúgol (en Inglés, googol) y fue acuñado en 1938 por Milton Sirotta, un niño de 10 años, sobrino del matemático estadounidense Edward Kasner. Kasner anunció el concepto en su libro Las matemáticas y la imaginación. Isaac Asimov dijo en una ocasión al respecto: “Tendremos que padecer eternamente un número inventado por un bebé”.

1 gúgol es igual a

10.000.000.000.000.000.000.000.000.000.000.000.000.000.000.000.000.000.
000.000.000.000.000.000.000.000.000.000.000.000.000.000.000.000.

Los fundadores originales de Google iban a llamarlo Googol, pero terminaron con Google debido a un error de ortografía de Larry Page.

Pero si el gúgol os parece grande, a ver qué les parece el googoplex. Un gúgolplex, o googolplex, es un 1 seguido de un gúgol de ceros, esto es, 10 elevado a la googol-ésima potencia. Aunque quiera no les puedo escribir el número en este artículo porque una hoja de papel lo suficientemente grande para poder escribir en ella explícitamente todos los ceros de un gúgolplex no se podría meter dentro del universo (por suerte, la notación científica simplifica esto).

Uno de los números más grande con nombre es el googolduplex o gúgolduplex , es un 1 seguido de un googolplex de ceros. Si una hoja de papel lo suficientemente grande como para escribir todos los ceros de un googolplex es más grande que el universo una hoja de papel lo suficientemente grande como para escribir un gúgolduplex sería más grande que un gúgolplex de universos, como el nuestro, juntos.

Como curiosidad, estas magnitudes se han llegado a usar incluso en películas. En la película Regreso al futuro III, Emmet Brown después de decirle a su amada Clara Clayton que debía regresar al futuro, y ésta lo tratase de mentiroso, va a la taberna, donde hablando con un hombre junto a él en la barra, le dice: “Clara es una en un millón, una en un billón, una en un googolplex” (en la versión española del doblaje esto no se aprecia, ya que dice que Clara es “una en un hipermegalón”).

Pero vayamos a números más pequeños, aunque igualmente gigantescos.

Imaginemos que contáramos una cifra por segundo, las 24 horas al día. ¿Cuánto tardaríamos en contar 1? Ésta es fácil: 1 segundo, claro.

Para contar 1.000 tardaríamos 17 minutos. Un millón, 12 días. Mil millones, 32 años. Un billón, 32.000 años (tiempo superior al de la existencia de la civilización en la Tierra).

Mil billones tardaríamos un tiempo superior al tiempo de la presencia humana en la Tierra: 32 millones de años.

Para contar un trillón tardaríamos 32.000 millones de años, más que la edad del Universo.

Los números mayores reciben los nombres de cuatrillón, quintillón, sextillón, septillón, octillón, nonillón y decillón. La Tierra, por ejemplo, tiene una masa de 6.000 cuatrillones de gramos. [Fuente]





Apuñala a su novio por el control remoto.

18 12 2008

brittney-loveSin duda, la lucha por el control remoto de la televisión se ha convertido en una clásica batalla de muchas generaciones en varios hogares de este planeta. Pero esta vez, en Estados Unidos, ha ocurrido algo muy exagerado.

 Después de una intensa discusión sobre quién debía tener el control y escoger qué es lo que verían en la televisión, una mujer de Minneapolis llamada Brittney Love Venton decidió desquitar su coraje al apuñalar a su novio, Nicholas Smith, en el abdomen.

 Juanita Luke, vecina de Nicholas, escuchó los gritos y se dirigió al departamento y pudo ver las secuelas del ataque, por lo que llamó a la policía.

 Afortunadamente este caso no pasó a mayores y Nicholas se está recuperando, mientras que su novia ha sido acusada por el cargo de asalto en segundo grado y tendrá que pagar una fianza de 50,000 dólares.

 “Una persona quería ver una cosa, y la otra quería ver otra, así que ella lo acuchilló en el estomago”, informó Juanita a los policías que acudieron al llamado de emergencia. [Fuente]





La publicidad, por las nubes.

16 12 2008
  • Una empresa de marketing crea “formas jabonosas” que duran hasta 45 minutos y que reproducen los logotipos de marcas o iconos.
  • Nintendo usó este sistema en una reciente campaña de ‘Kirby’.
  • Dependiendo de los factores, una nube puede durar hasta 45 minutos.

La publicidad, por las nubes

La publicidad, por las nubes

Una empresa de publicidad ha desarrollado un innovador método para producir formas jabonosas que flotan en el aire como si fueran nubes. Lo novedoso es que gracias a la fórmula que emplean para hacerlas y al uso de plantillas, estas nubes pueden reproducir logotipos o formas para apoyar promociones o anuncios de empresas. Nintendo, por ejemplo, usó este sistema en una reciente campaña de su personaje Kirby.

 

El método es simple. Una fórmula de jabón -que respeta el medio ambiente- produce una estructura ligera de hasta 45 pulgadas de diámetro que vuela en el aire. Las plantillas con formas específicas hacen que las burbujas puedan reproducir logotipos y formas geométricas.

Las burbujas están rellenas de helio -un gas menos pesado que el aire- que le permite a las nubes volar hacia el cielo. Dependiendo de las condiciones meteorológicas, cada nube puede durar de 5 a 45 minutos manteniendo su forma, informa radiocable.com. [Fuente]





¿Cómo se fabrican los globos?

16 12 2008

¿Cómo se fabrican los globos?

¿Cómo se fabrican los globos?

¿Quién no ha jugado con globos? Golpeándolos con la mano o pateándolos, inflándolos con helio para soltarlos hasta el techo de la habitación o llenándolos de agua para lanzarlos como proyectil. ¿Qué niño no ha echado unas lágrimas cuando el nudo que lo sujetaba a su muñeca se aflojó y el globo cargado de helio se elevó y se elevó hasta perderse en la distancia?

 

Los globos de colores se usan también como elementos decorativos en fiestas, como soporte publicitario y como partes de espectáculos con sueltas masivas, además de como juguete infantil. Pero… ¿de dónde salen todos esos globos? ¿Cómo se fabrican?

A continuación un video que explica el proceso de fabricación.

[Fuente]





Dios tiene un apartado de correos en Jerusalén.

11 12 2008

Las cartas son depositadas en el muro de las lamentaciones

EFE

Un rabino introduce cartas en el muro de las lamentaciones. Foto: EFE

En el medio israelí ynetnews.com nos topamos con una noticia que nos deja boquiabiertos. Cada día llegan bastantes cartas dirigidas a Dios a la oficina de correos de Jerusalén y, aunque cueste creerlo, no van a parar a la basura, nada de eso. Los carteros de la ciudad las depositan a diario en el apartado de correos que han reservado para el todopoderoso.

 

 

Una vez al año los empleados del servicio postal israelí llevan las cartas al muro de las lamentaciones, introduciéndolas entre sus grietas. No hay que olvidar que este muro es el último resto del Templo de Jerusalén, en el que la Biblia situaba la residencia de Dios.

Este pequeño, pero solemne rito, tuvo lugar ayer y, según parece, este año 2008 se ha producido un fuerte incremento de la correspondencia recibida, aunque los carteros desconocen el motivo. A nosotros se nos ocurren algunas ideas.

Las cartas, eso sí, se dejan sólo seis meses en el muro. Pasado este tiempo se retiran de ahí por los mismos empleados, que no aclaran su destino final.

A propósito, si te da una poco de pereza ir a por sellos y un sobre, hemos localizado una web en la que no sólo puedes escribir a Dios, además puedes leer las cartas que recibe. No tiene desperdicio. [Fuente]

§  La información y diversas fotografías del apartado divino en ynetnews.com (en inglés)

§  Escribe a Dios y consulta su correspondencia en lettertogod.net (en inglés)